La semana pasada anunciamos el lanzamiento de la edición 2017 de nuestra serie de informes técnicos anuales del EB-5“Tendencias y perspectivas del EB-5: Una revisión basada en datos sobre el cambiante panorama de la inmigración de inversionistas basada en datos. Hoy veremos en mayor detalle uno de los resultados más interesantes del informe de este año: la emergente tendencia que muestra que los fondos de capital privado aparecen junto a estructuras de capital de un proyecto EB-5 en dólares.

En la primera mitad de esta década, las estructuras de capital de un proyecto EB-5 se dividían, por lo general, de la manera que podemos observar a la izquierda. No obstante, tras el ajuste que los bancos impusieron a los estándares de los préstamos para la construcción a causa de la crisis financiera (y en particular, a la luz de las más recientes normativas reguladoras de Basilea), el descenso en los préstamos abrió una brecha de financiamiento en muchos proyectos.

Es comprensible que los desarrolladores estén reticentes a arriesgar más efectivo propio que el necesario para un proyecto individual. Además, un incremento en la participación del EB-5, si eso fuera posible en el mercado actual, en el que la competencia por la inversiones es feroz, reduciría el colchón laboral (el nivel esperado de creación de empleos por encima del mínimo obligatorio de 10 por inversionista) a márgenes que incomodarían a los centros regionales.

No obstante, los capitales privados son el lugar natural al que recurrir para marcar la diferencia. El reciente auge del interés mundial en torno a los negocios inmobiliarios en Estados Unidos no se ha disipado en las firmas de capitales privados, que están deseosas de atraer a inversionistas extranjeros. Por su parte, los centros regionales ven una oportunidad de venderles a los mismos clientes dos veces: Aquellos que han hecho una inversión en el EB-5 definitivamente ya han cumplido los requisitos de debida diligencia en cuanto al proyecto en particular, y pueden analizar mover más ganancias a su nuevo país de origen, donde una inversión de capital privado es más fácil de realizar.

Además, los proyectos del EB-5 se benefician de la seguridad, la transparencia y el rigor institucional en aumento a los que el mercado de los capitales privados ya está acostumbrado. Pero también necesitan una estructuración diferente para construirse sobre nuevas plataformas operativas y de cumplimiento, y apelar a una clase de inversionista que espera altos niveles de servicio, informes y transparencia.

En general, consideramos que esta es una tendencia muy positiva para el sector del EB-5 en sí. Y, dado que la competencia por los dólares EB-5 es cada vez más fuerte, creemos que la convergencia de los capitales privados con EB-5 predominará cada vez más en el futuro.

Si usted es un inversor, haga clic aquí para obtener más información.

Si usted es un asesor, haga clic aquí para obtener más información.

Haga clic aquí para ver los proyectos de Medallones de NES Financial.